Confirmado. Allen Iverson vuelve a los Philadelphia 76ers. Ha vuelto el hijo prodigo a la ciudad del amor fraternal. El genial escolta se encontraba sin equipo tras rescindir su contrato con los Memphis Grizzlies hace unas semanas. Se había rumoreado con su retirada, después de hacerse públicas unas declaraciones de una persona cercana a Allen Iverson. Al final, todo se ha arreglado y Allen vuelve a la franquicia donde ofreció todo su mejor baloncesto y se convirtió en uno de los mejores jugadores de la liga.

AI es uno de los jugadores más conflictivos de la última década. Quizás ese caracter es lo que le ha hecho ser un jugador tan genial. He de reconocer que nunca ha sido mi jugador favorito, ni siquiera en mi Top 10 de jugadores, pero considero a Iverson el jugador más valiente de la liga. Desarrollar su juego ante jugadores que le sacaban más de 30 centímetros tiene mucho mérito.

Desde que salió de Philly, Allen ha sido muy criticado. Por su fama de individualistay por su caracter díscolo. Se le ha considerado acabado y muchos se han atrevido a criticarle y a decir que nunca ha sido un gran jugador. Señores, estamos hablando de un MVP de la liga regular, que bien se pudo llevar otro más. Iverson ha sido uno de los cinco mejores jugadores de la primera década del milenio. Yo me alegro de su vuelta y espero que vuelva a rendir a un nível espectacular. El baloncesto se lo debe. Además, ha caido en Philly, un equipo que necesita un anotador como el comer. Como cuajen bienlas piezas en los Sixers, cuidado con ellos. Un equipo que tiene en plantilla a Andre Iguodala, Thaddeus Young, Elton Brand, Samuel Dalembert, Louis Williams o Marreese Speights puede dar mucha guerra. Sobre todo con el hijo prodigo al mando.

El hijo prodigo vuelve a casa